La actividad física puede aumentar el rendimiento laboral hasta en 300%

Se reducen de 20% a 30% las bajas laborales de su personal

Más de 1.400 millones de personas en el mundo, lo que representa cerca de la cuarta parte, no realiza suficiente actividad física. Ahora bien, si lo vemos por géneros, una de cada tres mujeres, así como le pasa a uno de cada tres hombres, no se mueven lo suficiente.

En la región, Colombia es el cuarto país más sedentario, superado por Brasil, Costa Rica y Argentina, esto según datos publicados por la OMS en el informe ‘The Lancet Global Health’, que es considerado como uno de los estudios más grandes por tener una muestra de 168 países, representando 96% de la población mundial.

Para contrastar estos datos se encuentra el estudio realizado por la multinacional norteamericana Gympass donde se concluyó que hacer ejercicio en un máximo de cuatro veces a la semana puede aumentar el rendimiento laboral hasta 300%, en especial en las mujeres.

Cada vez son más las empresas que se dan cuenta que el trabajo no es lo único importante, sino también el bienestar de sus empleados que además se ve reflejado en la productividad y en ambiente o clima organizacional, por esto se ha convertido en tendencia introducir hábitos saludables y actividades recreativas o lúdicas en el entorno.

“La ciencia lleva estudiando este aspecto durante más de una década y ha demostrado empíricamente que por pasar más horas en el centro de trabajo no se produce más. De hecho, de estos estudios se deduce que los procesos fisiológicos desencadenados con la práctica deportiva conllevan un aumento en los niveles de concentración”, aseguró José Luis Felipe, doctor en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte.

Pero el ejercicio no solo aumenta la productividad de los empleados, también trae consigo beneficios como favorecer la concentración. En específico, deportes como el yoga, spinning, natación o fútbol aportan positivamente la actitud de los colaboradores.

Thiago Pessoa, máximo responsable de Gympass España explicó que “las empresas que promueven el ejercicio físico entre sus empleados reducen de 20% a 30% las bajas laborales de su personal, y entre 15% a 20% los accidentes de trabajo y los gastos médicos”.

Desde un punto de vista más científico, hacer ejercicio facilita “la neurotransmisión de la noradrenalina, serotonina y dopamina, tres mensajeros químicos del sistema nervioso central que provocan una mejora en el estado de ánimo y una sensación de bienestar generalizado en el individuo”, agregó Pessoa.

Es esencial que cada persona tenga la disposición y la constancia de hacer actividad física además de conseguir un balance. “Es primordial tener un balance del aporte de las actividades diarias a la vida, porque los hábitos comprimen 40% de las decisiones que se toman a diario”, afirmó Charles Duhigg, autor de The Power of Habit.

Fuente: Laura Neira Marciales – lneira@larepublica.com.co